6 (de las muchas) buenas prácticas para valuar tu startup.

Ya enamoraste al inversionista, ambos están convencidos de que el problema es real, que tú y tu equipo tienen una solución y que el mercado es lo suficientemente grande como para hacer un negocio escalable. ¿Qué sigue? Defines cuánto dinero necesitas, e inevitablemente sigue la siguiente pregunta: ¿Cuánto vale tu Startup? Ohh problema…

Conseguir inversion ángel es todo un reto. Muchas inversiones se ven truncadas justo en el punto de determiner la valuación. Muchos emprendedores se ven en problemas cuándo no contestan a esta pregunta y demuestran falta de maduréz o cuándo valuan su empresa exorbitantemente alta y demuestran falta de conocimientos financieros básicos.
Aquí les dejo 6 buenas prácticas aceptadas por inversionistas como un buen método de valuación de startups.

1.- Dale valor a tus activos.

Esta es la forma más tradicional y directa de empezar a darle valor a tu startup. Lo más normal es que no tengas muchos activos fijos. Pero aprende a buscar bien y a incluir verdaderamente TODO: Desde computadoras, sillas, escritorios, etc. Esta es la forma más fácil de empezar a darle valor a tu startup. A partir de este momento todo se vuelve más subjetivo.

2.- Dale un valor real a la propiedad intelectual.

No existe un valor exacto para patentes o registro de marca, sobretodo si eres una startup. De todas maneras existe suficiente información como para poder sacar estándares de la industria. Un método regularmente usado por inversionistas es que cada patente (que verdaderamente proteja el producto) justifica un valor de hasta $2 MDP.
Si ya eres una sociedad establecida, deberás también haber registrado tu marca, tu proceso, etc ante el IMPI. También si adquiriste un dominio web orientado al marketing de tu empresa (un punto com) te da una buena ventaja. Puedes argumentar también el valor de la mezcla de estos dos. Un valor aceptado por inversionistas de esto es 200K pesos.

3.- Los profesionistas generan valor a tu startup

Define un valor por cada profesionista que labore (de forma pagada) en tu empresa. Para darle un valor esto, encuentra cuánto esta pagando el mercado a un profesionista que desarrolle tareas similar, encuentra el valor annual y multiplícalo por cinco.

V= (sueldo mensual)*12*5

Tampoco olvides incluir el “Sweat Equity” regularmente ejercido por los socios fundadores y primeros empleados. (Nota: Lo que vale el “sweat equity” puede aumentar mucho si el emprendedor ha tenido éxito antes.)

4.- Los primeros clientes y prospectos avanzados cuentan.

Es importante que le des el valor a tus relaciones comerciales. Clientes, y pláticas avanzadas con potenciales clientes le dan un valor a tu empresa. Es importante que le des un valor de probabilidad real a tus posibles clientes. Al igual que en los equipos de venta de las empresas, haz una proyección de tus clientes potenciales ya contactados.

5.- Usa el flujo de fondos descontados en proyecciones de ventas (DCF Discounted cash flow en ingles).

Sin buscar entrar mucho en la matemática de cómo usar este método Aquí puedes ver el método básicamente lo que estás buscando es encontrar el valor presente neto de tu equipo/proyecto y multiplicarlo por un factor de riesgo. Regularmente un factor de riesgo aceptado en las startups es del 30%. Dicho de otra manera, corre el ejercicio, y del número que resulte, multiplicalo por 0.3 y ese es el Valor Presente Neto con su factor de riesgo ponderado.

6.- Calcula el valor de reemplazo de activos intangibles clave.

Esta es una de las partes más difíciles de explicar su valor. Básicamente es encontrar el costo que le representaría a alguien más desarrollar las herramientas que tu startup tiene. Solicitar cotizaciones a desarrolladores o freelancers puede ser un buen termómetro de cuánto cuesta.

Photo by ValuationApp

En resumen, la mayoría de los inversionistas buscan encontrar la forma más pragmática de ponerle un valor a tu empresa y así calcular el riesgo que están tomando. Por lo que es importantísimo que desde tu primer junta con invesionistas ya tengas un valor (mínimo el que tu crees que vale).

El valor de tu startup puede variar según lo que tu contemples. Al final del día lo que definirá el valor de tu empresa serán tus rondas de inversion. Cuánto recibas y cuánto porcentaje del total represente ésto. Estas son algunas de las muchas herramientas que te pueden servir al momento de tu presentación con inversionistas.

Espero te sirva,
Federico Crespo E.
@crespofederico

Disruptive Angels

Read more posts by this author.

Suscríbete a nuestro newsletter

* requerido